Cerrar el buscador
Mochilas seguro de viaje

¿Por qué es importante viajar con un seguro de viaje?

Actualizada el 17 May 2018

Ocurre a menudo. Preparamos un viaje: las fechas, el recorrido, los lugares que queremos visitar… y olvidamos uno de los aspectos más importantes: contratar un seguro de viaje.

A nadie le gusta pensar en que durante el viaje pueda pasar algo malo, pero la experiencia me ha enseñado a ser precavida y la importancia de tener contratado un buen seguro a la hora de viajar.

Y es que por mucho que viajes a países seguros, tengas cuidado y des uso al sentido común, nunca sabes cuando vas a tener algún problema o urgencia.

Los seguros de viaje cubren nuestra asistencia médica en el extranjero, problemas con el equipaje e incluso pueden defender tu responsabilidad penal.

Por qué contratar un seguro de viaje

¿Por qué contratar un seguro de viaje?

Cuando viajamos y descubrimos otras formas de vida nos enfrentamos a situaciones completamente diferentes a las de nuestro día a día. Al viajar nos enfrentamos a diferencias gastronómicas, climáticas e incluso higiénicas propias de otras culturas. Y, ¿quién te dice a ti que no vas a pillar la gripe de tu vida con la diferencia climática de otro país? ¿o a sufrir una intoxicación por algo que hayas comido?

¿Qué harías si llegas a tu destino pero no aparecen tus maletas? ¿Y si te roban tus pertenencias? O si, como decíamos antes, surge alguna urgencia de salud… ¿sabes que una simple operación de apendicitis en Estados Unidos puede costarte más de 45.000€?

Por no hablar de que, aunque no se trate de algo grave, es normal asustarte si te encuentras mal estando en el extranjero tan lejos de casa… Y lo útil que resulta tener un número gratuito al que llamar, que hable tu idioma y que te explique qué puedes hacer o a dónde puedes ir.

¿He tenido que utilizar el seguro en algún viaje?

A menudo me llegan e-mails preguntándome y pidiéndome consejo sobre qué hacer, si contratarlo o no en según qué viajes y me preguntan si realmente ha sido de utilidad en alguna de mis aventuras.

Me gusta dar dos ejemplos muy diferentes en los cuáles, de no haber tenido seguro de viaje, hubiese tenido que hacer frente a un gran desembolso económico.

  • En primer lugar, durante uno de mis meses en Malta, al llegar a mi destino la compañía aérea me informó de que habían perdido mi maleta. Me esperaba un mes sin mi ropa y pertenencias. ¿Qué podía hacer? Compré la ropa que necesité, un bikini, una toalla, chanclas, unos pantalones, camisetas, ropa interior y todo lo necesario para poder disfrutar de mis vacaciones. Guardé las facturas y fue el seguro quien se hizo cargo de esos gastos.
  • Por otro lado, durante mi viaje por el sudeste asiático, tuve que recurrir a mi seguro de viaje al sentir cómo mi salud se deterioraba en Cambodia. Fiebre, vómitos, deshidratación… en casos así te das cuenta de lo necesario que resulta su contratación.

Para mi, viajar asegurado es indispensable.

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas ( 2 )

Carmen Mantecón

¡Hola! Soy Carmen, la chica que está detrás de esta página. ¡Mil gracias por leerme! Si te ha gustado no dudes en dejarme un comentario por aquí abajo... ¡Estaré encantada de saber de ti! Este blog nace de mi pasión por los viajes, y es que hace ya tiempo que descubrí mi propia fórmula de la felicidad: ¡viajar! Desde entonces, lo hago siempre que puedo, y aquí encontraréis algunos consejos y experiencias sobre mis aventuras. ¡Bienvenidxs!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *